EL GRAN DESAFIO

Este es el gran desafío en la vida, desarrollar sabiduría en nuestra forma de vivir, para ser bendecidos nosotros, para que sean bendecidos aquellos que nos rodean y para poder ser de testimonio a los que Dios ponga en nuestro camino. Busca la sabiduría de Dios antes de actuar y pone en práctica los principios de su Palabra más allá de tu parecer y tu propia opinión. Desarrolla humildad en tu vida para convertirte en un alumno permanente, sabiendo que cuando uno deja de aprender también deja de crecer.

6/11/12



JESÚS VISITA A UN TRAIDOR Y LE BRINDO UNA NUEVA OPORTUNIDAD.

Habiendo entrado Jesús en Jericó, pasaba por la ciudad. Y he aquí, un hombre llamado Zaqueo, que era un principal de los publicanos y era rico, procuraba ver quién era Jesús; pero no podía a causa de la multitud, porque era pequeño de estatura. Entonces corrió delante y subió a un árbol sicómoro para verle, pues había de pasar por allí. Cuando Jesús llego a aquel lugar, alzando la vista le vio y le dijo: Zaqueo, date prisa, desciende; porque hoy es necesario que me quede en tu casa. Entonces él descendió aprisa y le recibió gozoso. Al ver esto, todos murmuraban diciendo que había entrado a alojarse en la casa de un hombre pecador. Entonces Zaqueo, puesto en pie, dijo al Señor: He aquí, Señor, la mitad de mis bienes doy a los pobres; y si en algo he defraudado a alguno, se lo devuelvo cuadruplicado. Jesús le dijo: Hoy ha venido la salvación a esta casa, por cuanto él también es hijo de Abraham. Porque el Hijo del Hombre ha venido a buscar y a salvar lo que se había perdido.
Entonces, tal como está establecido que los hombres mueran una sola vez, y después el juicio, así también Cristo fue ofrecido una sola vez para quitar los pecados de muchos. La segunda vez, ya sin relación con el pecado, aparecerá para salvación a los que le esperan.
LUCAS 19:1-10; HEBREOS 9:27, 28

Los judíos por nacimiento que optaban trabajar para los romanos se les consideraban traidores. Además, era sabido por todos, que los cobradores de impuestos se enriquecieron. No sorprende, por lo tanto, que las multitudes se sintieron molestas cuando Jesús visitó a Zaqueo, un cobrador de impuestos. A pesar de que Zaqueo era deshonesto y traidor, Jesús lo amaba y, en respuesta, el pequeño recaudador de impuestos se convirtió.
En toda sociedad ciertos grupos de personas se consideran "intocables" ya sea por su opinión política, conducta inmoral o forma de vivir. No debemos ceder a la presión social y evadir a este tipo de personas. Jesús las ama y estas necesitan oír sus buenas nuevas.

Yo era como Zaqueo, yo tome la elección de seguir las cosas del mundo, era un traidor amaba mas al mundo y sus cosa, que las que Dios me ofreció en la cruz del calvario, fui traidor y no merecía nada de su parte, pero un ves mas Dios demostró su amor para conmigo, dándome la oportunidad, de recibir el perdón de mis pecado y la oportunidad de volver a los brazos del señor, si pecaste, eres traidor, si lo negaste eres traidor, porque por elección propia tu elijes hacerlo.
Pedro le negó por su propia voluntad y el peso de su traición lo hundía en un mar de incertidumbre, y no lograba superarse así mismo, el necesito que Jesús se acercara a pedro el quería escuchar su vos, el estaba compungido no encontraba la paz para su alma.
Por la elección que había tomado, mas Jesús le brindo una oportunidad que lo cambio para siempre, él, te llevara a una segunda oportunidad, después de la traición, Judas, se quito la vida, Jesús mismo le hubiera dado la oportunidad, pero la traición lo llevo a la muerte, no dejes que la traición te lleve a ti a la muerte tu necesitas la vida y Jesús quiere brindarte una segunda oportunidad.

DIOS ES UN DIOS QUE BRINDA UNA SEGUNDA OPROTUNIDAD AUNQUE EL PECADO QUIERA HUNDIRTE LA MANO DE DIOS ESTA ESTENDIDA. AFÉRRATE DE LA MANO DE DIOS.